Captarán familias rarámuri agua de lluvia para su uso doméstico

27 de junio del 2017

 

Enlazados por CONCTEC, personal de CAPTAR entregará material y capacitará a los habitantes de tres comunidades indígenas para cosechar agua

Comunidades indígenas de Bacajípare, Huetosachi y Tehuerichi recibieron el fin de semana la visita de personal del Centro de Acopio para la Tarahumara (CAPTAR), para acordarla entrega de material y capacitación para instalar en sus casas sistemas de captación de agua de lluvia para su consumo doméstico; las familias rarámuri recibirán paquetes de lámina, vigas, canaletas, cemento, filtro y tinaco para dicho propósito.

Enlazados por Consultoría Técnica Comunitaria (CONTEC), personal de CAPTAR explicó a las comunidades cómo funciona su programa de cosechas de agua que durante la temporada de lluvias les permitirá abastecerse de agua potable.

Estas acciones, no sólo contribuirán al acceso de agua potable de cientos de familias rarámuri, sino que además mejorarán las condiciones de sus viviendas, dando pie a planes de reforestación; en el caso de las viviendas, láminas viejas o de muy poco tiempo de vida (3 años) serán sustituidas por otras de mejor calidad y que se mantendrán en buenas condiciones hasta por 30 años.

Para capacitar  a las familias, personal de CAPTAR interviene una de las viviendas en presencia de los habitantes de las comunidades y con ayuda de intérpretes, para que los beneficiarios del programa observen cómo se debe instalar el material; cabe mencionar que los paquetes de material se entregan de manera prioritaria a los hogares en donde habiten dos mujeres que sean madres, o más.

Además, es un programa que corresponsabiliza a las comunidades, puesto que, para recibir el material, se les pide una aportación de 200 pesos por casa y que sean ellos quienes instalen el material; las comunidades también deben aportar, aparte de la mano de obra, la madera para el techo.

En Bacajípare y Huetosachi, en el municipio de Urique, se entregarán paquetes para alrededor de 80 familias en cada comunidad y en más de 80 rancherías en Tehuerichi, municipio de Carichí.

Este proyecto es de gran importancia para las familias indígenas de la Sierra Tarahumara, ya que muchas de ellas deben caminar entre 1 y 2 horas para abastecerse de agua; por generaciones, los pueblos y comunidades indígenas se dotaban del líquido de manantiales o los tradicionales ojos de agua o aguajes, que eran bendecidos en ceremonias religiosas.

La cultura indígena concibe el agua como un ser vivo más, como a los pinos y al venado, e incluso como a sí mismos; la misión de la gente rarámuri, como ha sido expresado por sus autoridades tradicionales, es la de cuidar el bosque, que es el sustento para su gente y su forma de vida.

Pero la tala del bosque, los complejos turísticos y la contaminación, ha originado una severa escasez de agua, que pone en peligro la salud y la vida de cientos de familias; de ahí la intervención de las organizaciones civiles mencionadas, para dar una solución a sus necesidades apremiantes: el consumo y uso doméstico de agua potable.

CONTEC forma parte de la Red en defensa de los territorios indígenas de la Sierra Tarahumara, a la que además pertenecen Alianza Sierra Madre y Awé Tibúame, organizaciones que coadyuvan al desarrollo social y a la obtención de justicia para los pueblos y comunidades indígenas de Chihuahua.

 

CAPTAR1 CAPTAR2 CAPTAR3 CAPTAR4 CAPTAR5

 

Fotografías de CAPTAR

Esta entrada fue publicada en Noticias. Guarda el enlace permanente.

Los comentarios están cerrados.